El día del Trabajo por Zadí Desmé

¿POR QUÉ CELEBRAMOS EL DÍA DEL TRABAJO?
Por Zadí Desmé
http://www.desme.webs.com/

Luego de investigar y poner en blanco y negro algunos artículos, quitándoles el tinte político pude contestarles objetivamente a mis hijos porque era feriado el 1 de mayo, espero que les sirva también a ustedes.
El primer día de mayo es celebrado como “El Día Internacional de los Trabajadores” o “Día del Trabajo”, festivo en casi todo el mundo, menos en Estados Unidos, Canadá y algunos otros países, donde se celebra el primer lunes de septiembre.
Pero es una historia manchada por la tragedia que se remonta al siglo XIX,  exactamente el 1 de mayo de 1886, un grupo de trabajadores sindicalistas inició una masiva manifestación en Chicago para exigir la reducción de la jornada laboral abusiva de casi 16 horas a solo 8 horas por jornada.
La filosofía era: 8 horas para trabajar, 8 para dormir y 8 para la casa. Hasta entonces, la única limitación que había en algunos Estados de la Unión Americana era la prohibición de no hacer trabajar a una persona más de 18 horas seguidas sin causa justificada o se verían sancionados con el pago de una multa de US$ 25
Corría el año  1877 y las huelgas de los ferroviarios, las reuniones y las grandes movilizaciones en Estados Unidos eran reprimidas a balazos, golpes y prisión. Estas mismas tácticas represivas y la necesidad imperiosa por la defensa y la asociación para buscar mejoras en las condiciones de trabajo que en ese tiempo eran de semiesclavitud dieron pie a la gestación de un movimiento de resistencia y lucha de trabajadores.
La mayoría de los obreros estaban afiliados a la Noble Orden de los Caballeros del Trabajo, con una importante influencia anarquista, pero tenía más preponderancia la American Federation of Labor (AFL) (Federación Americana del Trabajo). En su cuarto congreso, realizado el 17 de octubre de 1884, se había resuelto que desde el 1 de mayo de 1886 la duración legal de la jornada de trabajo debería ser de ocho horas. En caso de no obtener respuesta a este reclamo, se iría a una huelga. Se recomendaba a todas las uniones sindicales que trataran de hacer promulgar leyes con ese contenido en todas sus jurisdicciones. Esta resolución despertó el interés de todas las organizaciones, que veían que la jornada de ocho horas posibilitaría una mayor cantidad de puestos de trabajo (menos desocupación). Esos dos años acentuaron el sentimiento de solidaridad y acrecentó la combatividad de los trabajadores en general.
Muchos trabajadores antes del 1 de mayo 1886 consiguieron su objetivo con la amenaza de la huelga. Los que no lo lograron iniciaron la huelga.
La huelga paralizó cerca de 12.000 fábricas a través de los EEUU. En Detroit, 11.000 trabajadores marcharon en un desfile de ocho horas. En Nueva York, una marcha con antorchas de 25.000 obreros pasó como torrente de Broadway a Union Square; 40.000 hicieron huelga. En Cincinnati un batallón obrero con 400 rifles Springfield encabezó el desfile. En Louisville, Kentucky, más de 6000 trabajadores, negros y blancos, marcharon por el Parque Nacional violando deliberadamente el edicto que prohibía la entrada de personas de color.
El 4 de mayo, todo Chicago está en huelga. Por la mañana la policía atacó una columna de 3000 huelguistas. Por toda la ciudad se formaron grupos de trabajadores. Al atardecer, Haymarket era una de las muchas reuniones de protesta, con 3000 participantes. Los discursos siguieron, uno tras otro, desde la parte de atrás de un vagón. Al comenzar a llover, la reunión se disolvió.

De repente, cuando solamente quedaban 200 asistentes, un destacamento de 180 policías fuertemente armados se presentó y un oficial ordenó dispersarse, a pesar de tratarse de un mitin legal y pacífico. Cuando el capitán de policía se volvió para dar las órdenes a sus hombres, una bomba estalló en sus filas. La policía transformó a Haymarket en una zona de fuego indiscriminado, descargando salva tras salva contra la multitud, matando a varios e hiriendo a 200 personas. En el barrio reinaba el terror; las farmacias estaban apiñadas de heridos y siete policías murieron.
Las autoridades condenaron a muerte a cinco trabajadores en un controversial juicio. Los fallecidos y detenidos por el incidente fueron identificados como los "Mártires de Chicago".
En 1889 se declaró el 1 de mayo el Día del Trabajador por acuerdo del Congreso Obrero Socialista de la Segunda Internacional en Paris, inspirado en los hechos de los “mártires de Chicago” y en la actualidad la mayoría de las organizaciones de trabajadores a nivel mundial se suman a movilizaciones públicas con el objetivo de reivindicar sus luchas laborales.

En Estados Unidos no fue hasta 1887 donde el presidente Grover Cleveland, estableció oficialmente en septiembre el día feriado en todo el país, siguiendo la celebración de los Caballeros del Trabajo y evitar que el primero de mayo sea un día de gloria para los ”Mártires de Chicago”. Increíblemente hoy en día la mayoría de los estadounidenses no tienen idea sobre qué se celebra el primero de mayo.

Entradas populares de este blog

Día de la Madre por Zadí Desmé

El Sueño de Volar

Transhumanismo por Zadi Desme